10 cosas que he aprendido en esta vida y un tratado sobre la ecumenidad

10.- El conocimiento jamás se obtiene por completo, lo que importa es el curso y placer de hacerlo.

Este es un planteamiento quizá un poco ambiguo, ¿la razón?, porque el hecho de saber a priori que jamás podrás saber lo que deberías saber es frustrante, pero que es imposible saber lo que deberías saber por meros advenimientos de más factores que componen una vida. ¿Cómo es ésto?, pues bien, mientras se entra en un proceso de adquisición de conocimiento, hablando por aquellos que lo valoran, nunca hallan la cantidad suficiente para saciar ese emprendimiento anciado; siempre hay más que saber, porque en este mundo, y supongo que en los demás también, el conocimiento no es puro, sino se compone de otros conocimientos horizontales y verticales, tal como si se tratase de una red neuronal que a su vez es un órgano de otra red neurona.

Algunas veces pienso que todo un sistema milimétricamente dispuesto por la naturaleza de las cosas, esa sustancia que dota de sentido los objetos y los vuelve alcanzables o inalcanzables, dependiendo de su extraño sentido del humor. No hablo de seres mágico-maravillosos ni de fuerzas suprahumanas que animan a todo lo que contienen, sino de ese vaivén de "estados" por los que pasa un humano, los cuales nos determinan que tan imposible o posible puede ser una tarea en determinado punto de tiempo y espacio.

Por lo mencionado anteriormente, hay ocasiones en las que me entusiasmo con cualquier cosa y quiero saber todo de ella, por anodina que pudiera ser. El ser un aprendiz toda la vida se ha convertido en una forma de pensamiento, una estructura de adquisición de "maneras" de ver el mundo. Cuanto más sé de un tema más lo cuestiono y quiero ahondar mucho más, pero ese tema se entreteje con otros saberes que provocan la misma sensación; al final no se absolutamente nada.

11.- Estilos linguísticos
No basta con tener las bases ni conocer palabras bonitas, por llamarlas de alguna forma, para poder escribir bien. Es cierto que ser escritor no solo conlleva conocimientos y un poder de concreción fuera de lo común, sino una claridad, un estilo y una paciencia para impregnar las páginas de un dote muy propio. Por ejemplo, cuando observamos el estilo de un Marcos, podemos decir que se va moviendo poco a poco en un circulo, donde pareciera que su reiteración de palabras hace que la idea se construya poco a poquito, dejando una claridad impresionante, como si de dar pequeños pasitos se tratase. En otro lado tenemos a un Saramago, igual de desmadroso pero más cínico, sin perder una elegancia. Manifestando una crítica aguda y mordaz hacia el ser humano por entero, haciendo risible las flaquezas de las cuales somos esclavos.

12.- El proceso de adaptación debería ser un dogma

¿Por qué implícitamente estamos en contra de todo aquello que nos suene inmodificable, inadaptable, prohibitivo? ¿por qué el dogma nos suena como si fuera el mismito diablo?¿Por qué creer que las ideas ganadas deberían ser inalienables? ¿Por qué creer que siempre debo de no creer?

Ahora que estoy leyendo acerca de la vida en Polonia durante la dictadura de Stalin; me doy cuenta de la serie de cuestionamientos que los humanos somos capaces de hacer. Es decir, desde comprender la vida de una forma muy peculiar por cada cabeza hasta el hecho de concepción de "comunidad". Como todos sabemos, el Stalinismo no dejó su impronta por un socialismo que vió dentro de sí mismo para ofrecer eso mismo que significa, sino dio un giro y se torció, llegando a un estadio de contrariedad y alienación.

13. El equilibrio

Esa es una palabra de las que más me producen comezón, ya que significa una igualdad de fuerzas contrarias. No creo que en este mundo haya dos fuerzas igual de fuertes como para contrarrestarse una a la otra, porque estaríamos hablando de una entidad perfecta, sin embargo, en un mundo imperfecto sería impropio hablar de tal cosa. Las cosas no son perfectas por falta de posibilidades de la naturaleza de cada una, sino esa misma perfección se dio cuenta de que la imperfección hace más bellas e interesantes las cosas. Por qué empesinarnos en negar "algos" más fuertes y más débiles que nosotros, porque no visualizarnos como el animalito que ocupa un espacio y lugar con condiciones particulares. Solo eso.

14.- Las personas tienen más defectos que virtudes.

Esa es una verdad absoluta. Aquellas virtudes saltan a la vista en los primeros momentos, y quiźa pueda tardar un poco más, sin embargo, los defectos son aquellos rostros ocultos de la persona, las los lastres ideológicos que cada persona tenemos. Yo estoy colmado de ellos. Los defectos son unas piezas claves en la personalidad, incluso puedo aventurarme a decir que son el ingrediente principal que hace a las relaciones humanas tan imprevisibles.

Los defectos son más fáciles de desarrollar y más complicados de mitigar, son elementos que todos nosotros identificamos y escondemos hasta que la otra persona está lista, generalmente por voluntad propia, de observalos, eso sí, solo de una manera muy superficial.

15.- Individualismo

Este es un tema para mi sumamente dual. Si lo miramos como unidad, todo trabajo en equipo parte de entes aislados, de interpretaciones distintas de la realidad y capacidades, si bien similares no iguales, de mimetizarse con el ambiente y por tanto actuar en consecuencia.

Creo yo, esta característica es adecuada, siempre y cuando no se transgredan a segundas o terceras personas. Si sumamos individualidades con objetivos parecidos estamos hablando de un esfuerzo colectivo.

Se me ha acusado de serlo, una y otra vez, sin embargo pregunto a modo de afirmación (¿en serio existe ese término?)...

Actualmente me encuentro en una nueva etapa, preparando un grupo reducido, de dos personas, si me sumo somos 3. Un grupo en el cual trataré de imprimir ese sello que considero valioso, una característica donde podemos eregir puntos fundamentales para el desarrollo de nuevas características, según el individuo decida.
16.- La redacción es fundamental
Durante meses he creído, y ahora afirmo, que por fútil que parezca; es tan importante como el desarrollo motriz de los seres vivos establecer parámetros mínimos de escritura. Una persona que puede escribir lo más fiel a sus ideas, y por ende éstas claras, será una persona que tiene una capacidad de reflexión, no en todos los casos.
17. Enemistad con lo absoluto
Las prohibiciones las detesto, las acciones poco claras y en desventajas de los más; también. Creo que es posible que el ser humano en su consciencia pueda adoptar el mal hábito de una autoregulación a través de una empatia y un sentido común bien empleado. Cuando se extiende un dogma, lo primero que me viene a la mente es como fue construido, además que tengo el derecho del mundo a errar, en caso de que fuera un dogma bien elaborado, para aprender de ese error. 
Aún las ciencias, con todo y su método científico, son meramente interpretativas. Lo único que hacen es aproximarnos a una verdad incuestionable, ¿verdadera?, para poder explicar un entorno sumamente complejo y cambiante. La ciencia no es el problema, el problema recibe el nombre de "percepción".

18. La dos inteligencias.

Hay dos, o más, dependiendo de los giros y enfoques que se quieran mesurar. Yo divido en dos, la creativa y la pasiva. En este caso no hablo de tipos antagónicos ni mucho menos, sino de dependencias, es decir, sin una no existe la otra. El crear es sumamente meritorio, pero en mejor medida. El comprender, es analizar a la otra minoría para dar el paso a ésta, aunque muchas veces nos podemos quedar en una. Por favor, llamarlo un proceso evolutivo.

19. No a lo metódico.

Hay cierta animadversión hacia todo aquello que implique una metodología. Ante mis ojos, es un terreno abyecto y funesto. Dentro de mi lista de entelequias hay un apartado para lo ametódico. Porque la belleza no es perfecta, y eso la convierte en, la organización puede funcionar de una forma análoga, estando organizado perfectamente, sin seguir una disposición taxonómica o semántica, lo único que se sigue es la última pista que el objeto dejó en nuestro cerebro. Con eso basta.

20. Nulo.

Este es un apartado nulo por el autor, por consiguiente, el lector puede agregar el que desee y crea más oportuno.

El tratado ecuménico.
No hay tal. Todo está sujeto a modificaciones y retrocesos, a avances y regresiones, no hay más, las variables que sujetan al universo solo tienen un aspecto en común, cambian.



Comentarios

Entradas populares de este blog

Análisis de conexiones TIME_WAIT

Agregar un usuario a un grupo secundario

Pluging de HAProxy para Collectd.